EL ENANO CONTRA EL GIGANTE

enero 21, 2017

Cuando Goliat se acercó para atacarlo, David fue corriendo para enfrentarse con él. Metió la mano en su bolsa de pastor, sacó una piedra, la lanzó con su honda y golpeó al filisteo en la frente. La piedra se le incrustó allí y Goliat se tambaleó y cayó de cara al suelo. 1 Samuel 17:48-49

El rey Saúl y los hermanos de David trataban de disuadirle de que peleara con Goliat. Le daban mil razones para convencerle: Que era muy joven, que carecía de experiencia, etc. Y como argumento final le dijeron con acento muy grave:

-Es demasiado grande para que puedas con él.

A lo que David replicó:

-Justo porque es tan grande no puedo fallar la piedra.

REFLEXIÓN:

Donde Saúl y los hermanos de David veían una enorme dificultad, David detectó una excelente oportunidad para vencer a Goliat.

Cada persona puede ver un gigante como un problema insalvable o puede ver sus desventajas para vencerlo, la mirada que elija dependerá de las batallas que ya haya enfrentado acompañado de la Mano de Dios.

Leave a Comment