EL VERDADERO TESORO

agosto 23, 2015

Por lo tanto, Dios lo elevó al lugar de máximo honor y le dio el nombre que está por encima de todos los demás nombres para que, ante el nombre de Jesús, se doble toda rodilla en el cielo y en la tierra y debajo de la tierra, y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor para la gloria de Dios Padre. Filipenses 2:9-11

Un rey oriental llamó a sus tres hijos para someterlos a una prueba de su sabiduría. Colocó delante de ellos tres jarras selladas: una de oro, otra de ámbar y otra de barro.

En una de ellas se guardaba el tesoro más valioso de todos y cada uno de sus tres hijos tenía que decidir por sí mismo cual era aquélla que lo contenía.

El primero, movido por la codicia, escogió la de oro. Pero al abrir el sello y mirar hacia dentro vio con asco que estaba llena de sangre. Entre el rojo de la sangre vio refulgir una palabra “imperio”

El segundo escogió la de ámbar y al abrir el sello vio que estaba llena de ceniza. Entre la ceniza refulgía una palabra “gloria”

El tercer hijo, desposeído de todo egoísmo, se conformó con la que quedaba, la de barro. Al abrirla sólo vio escrito en el fondo la palabra “Jesucristo”

Los sabios de la corte declararon a una voz que su jarra valía más que todas, porque el solo nombre de Jesucristo lo encerraba todo.

Miguel Limardo

Y tú: ¿Cuál escogerías? Si nos dejamos deslumbrar por las cosas de este mundo quizás escojamos aquellas que son hermosas, costosas y que todas las personas quieren para tener riquezas, prestigio y poder, pero esas cosas desaparecen, se marchitan o pierden su poder, solamente hay un Ser que es inmarcesible, eterno y todopoderoso, su nombre es Jesucristo, aquel que acepte y tome Su Mano vivirá con Él para siempre y heredera su Reino eternamente.

 

Etiquetas:

Leave a Comment