RECONOCER A CRISTO

mayo 20, 2016

Jesús, entonces le dijo al hombre: «Extiende la mano». Así que el hombre la extendió, ¡y la mano quedó restaurada! Marcos 3:5

Suponga que esta frente a Jesús, quien obviamente ya conoce su pecado, igual que en Marcos 3:5, una mano enferma y le dice: “Muéstrame tu mal…Muéstrame tu pecado”

El orgulloso le mostrará su mano buena, es decir le oculta su mano mala.

El incrédulo no le mostrará nada pues no tiene sentido y se irá.

El pecador empedernido le rebatirá y le dirá: “no tengo mal, estoy bien” y se irá.

El hombre de la historia le mostró la mano que tenía mala a Jesús, aquella que necesitaba le restauraran, él pudo optar por mostrarle la mano que tenía buena, pero lo hizo porque creyó en Jesús, que Él le restauraría. Este hombre reconoció su mal, reconoció que Jesús le podía restaurar y por eso CONFÍO EN ÉL.

¿Y Tú qué le mostrarías a Jesús? ¿Crees que Jesús te restaurará? ¿Confías en Él?

Necesito ser consciente de mi pecado, necesito reconocer que sólo Jesús me puede restaurar. Te suplico Señor ten compasión de mí, ayúdame a creer en Ti, no permitas que por mi orgullo te esconda mi pecado.

 

 

 

Leave a Comment